"60.000 Marcos es lo que nos cuesta este discapacitado a lo largo de su vida. Este dinero es tambien vuestro”.



Este blog quiere ser un medio de información y sensibilización para todos los profesionales de la salud y cualquier persona interesada en los desmanes realizados por médicos y otros profesionales durante la era nazi.



sábado, 20 de noviembre de 2010

Falleció el violinista de Auschwitz

Ha fallecido en Jerusalén a los 97 años,  Jacques Stroumsa, el violinista de Auschwitz. De origen sefardí y natural de Salónica siempre se prestó a dar su testimonio sobre lo que sufrió en el campo de Auschwitz.
Le salvó la vida saber tocar el violín. Los mismos que cada día asesinaban a miles de personas necesitaban la música para seguir viviendo.
Jacques Stroumsa contaba una y otra vez lo que le aconteció en un tono casi inaudible, bajito, había que acercarse a él, y cuando hablaba todos los que le oían contenían la respiración. Sus palabras, su testimonio nos acompañará toda la vida a los que tuvimos la ocasión de escucharle.
Jacques enseñaba su brazo tatuado con el número que le grabaron a su llegada a Auschwitz.  Aquellos que lo detuvieron y asesinaron a su familia querían quitarles a todos su dignidad, su nombre y sus ropas y sustituían el nombre de las personas por un número.



Los médicos a veces también se refieren a los pacientes por números (el de la habitación ...) o por la enfermedad que padecen (es un funcional, un somatizador, un cáncer de higado,  un terminal, un abuelo...), o términos todavía más peyorativos. Todos tenemos una dignidad y un nombre. No se pude consentir tamaña degradación.

Jack Stroumsa hablaba en aquel "ladino" idioma que siguieron hablando durante siglos los judíos expulsados de España. Amaba a España y se reconocía como "hijo de España"

Descanse en paz y mantengamos su memoria.

Jack Stroumsa




Jack, el joven de Salónika,


Jack, con su violín que le salvó la vida en Birkenau,


Jack, del idioma Ladino que tanto amo,


Jack, el ingeniero en Paris y en Jerusalén,


Jack, un «gentleman»,


Jack, el hombre del testimonio,


Jack, que escribió su biografía : «Y eligirás la vida» ,


Jack, de todos nosotros.




Se fue de nosotros un hombre de contextura pequeña, pero gigante en su espiritu,

Se fue de nosotros el testimonio ultimativo,


Se fue de nosotros un hombre que aprendimos a amar con todo nuestro corazón,


Se fue de nosotros, el abuelo de todos,


Se fue de nosotros el mensaje de la Shoáa, el símbolo ejemplar.






Hasta el último día se presentó en Yad Vashem para dar su testimonio apasionado.


Al comienzo venía con su violin,


después ya no pudo tocar más.


Más adelante no oía mucho y tampoco veía bien,


pero él siguio viniendo…






Descanza en Paz, Jack.


La antorcha pasó a tus alumnos.






Descansa en Paz.

1 comentario:

  1. Les invito a un nuevo blog sobre medicina y derecho.
    http://medicinavsderecho.blogspot.com
    Un saludo.

    ResponderEliminar