"60.000 Marcos es lo que nos cuesta este discapacitado a lo largo de su vida. Este dinero es tambien vuestro”.



Este blog quiere ser un medio de información y sensibilización para todos los profesionales de la salud y cualquier persona interesada en los desmanes realizados por médicos y otros profesionales durante la era nazi.



martes, 27 de noviembre de 2018

Un genetista chino dice haber creado una pareja de niñas con una modificación genética

La noticia saltó a la prensa mundial hace dos días.




Un genetista chino dice haber creado a una pareja de niñas con una modificación genética que les evitaría la infección por el virus del sida.

Hasta ahí parecería un gran hallazgo científico y con un fin benéfico, pero este genetista ha abierto una verdadera caja de Pandora de consecuencias imprevisibles.

Sí lo ha hecho, aspecto todavía por comprobar fehacientemente ya que además no ha sido presentado públicamente ni publicado, contravendría gran parte de la legislación internacional que prohibe esta práctica.

Por otro lado las modificaciones genéticas realizadas podrían favorecer en un futuro la aparición de diferentes tumores en las niñas que han sido manipuladas genéticamente.

Se plantea nuevamente un dilema ético: todo lo técnicamente posible ¿es éticamente admisible y permisible? ¿Cuáles son los beneficios de todo tipo incluidos los económicos para ese genetista?

En palabras del biólogo español Lluis Montoliu se ha actuado contra la Naturaleza creando en cierto modo una nueva especie humana. ¿Dónde está el límite? ¿es el comienzo de la selección y de crear personas con características deseables y evitar el nacimiento de otras? ¿que es lo deseable? ¿quien lo decidirá? ¿acaso quien pueda pagarlo tendrá "hijos a la carta"?

La Eugenesia que nació como una corriente seudocientifica en el siglo XIX buscaba precisamente eso: "mejorar la raza humana favoreciendo el nacimiento y desarrollo de unos, las razas superiores, y la desaparición de otros, las llamadas razas inferiores". Esta corriente alcanzó su máximo desarrollo en la Alemania nazi con la esterilización de 400000 alemanes y austríacos nacidos con algún tipo de discapacidad y el asesinato de aproximadamente otras 300000  personas con enfermedades psiquiátricas y todo tipo de minusvalías que eran considerados por los médicos nazis como "vidas sin valor".

Resultado de imagen de nazi eugenics

Resultado de imagen de nazi eugenics
El Dr. Otmar Von Verschuer, mentor del Dr. Mengele, examinando gemelos según las características deseables para la raza aria
Nuevamente se nos demuestra la necesidad de estar vigilante contra descubrimientos  que pueden llevar a la Humanidad a un verdadero callejón sin salida en lo científico y en lo moral que desgraciadamente nos hacen recordar el periodo más negro de la Medicina y la Biología: la colaboración de los médicos con el nazismo en la búsqueda de "seres superiores".


Esterilización de mujeres indígenas en Canada

En varias ocasiones hemos hablado en este blog acerca de la esterilización forzada durante la era nazi de 400000 alemanes y austríacos con algún tipo de discapacidad . Personas con ceguera, sordera, enfermedad mental, discapacidad o simplemente porque eran gitanos o mulatos o tenían mal rendimiento escolar.

Ley de Esterilización. Alemania 1933.
La Ley de Esterilización aprobada en la Alemania nazi, convertía el tema en un aspecto meramente policial. Médicos, enfermeras, matronas y maestros tenían la obligación de comunicar a las autoridades la existencia de niños con alguna discapacidad.

Habia unos tribunales genéticos formados por médicos y jueces que teóricamente debían decidir sobre los casos susceptibles de esterilización, pero en la práctica las decisiones estaban ya tomadas antes del proceso.

Los padres recibían  unas cartas indicando que su hijo o hija iba a ser esterilizado por el bien de la sociedad alemana. Asimismo se les indicaba la necesidad de cumplimentar unos cuestionarios diseñados a propósito para buscar en la familia más casos de téoricas "enfermedades hereditarias" y proseguir así la "limpieza de la raza".

Si los padres no llevaban al niño a esterilizar la cuestión pasaba ya a ser un tema policial y de orden público y por ello la policía tenía la potestad de trasladar al niño a hospital para proceder a su esterilización aún en contra de la voluntad de los padres.

Cuando parece algo pasado, antiguo y no repetible surgen noticias que nos hablan de la esterilización de indígenas en varias provincias de Canada, esterilizaciones que al parecer se han seguido llevando a cabo hasta fechas muy recientes.

Resultado de imagen de esterilizacion indigenas canada

Como en otras ocasiones las mujeres fueron engañadas disfrazándose la intervención como una medida saludable.

Nuevamente como en épocas pasadas los médicos actúan como ejecutores de ciertas políticas de los estados y se aprovechan de su poder precisamente en personas en situación de extrema vulnerabilidad. ¿Por que querer esterilizar a indígenas? ¿Para que no se reproduzcan? Recordemos que este era uno de los objetivos del programa nazi: desarrollar la reproducción de los que tienen rasgos "buenos" y al mismo tiempo impedir el crecimiento de las poblaciones de "razas inferiores".

Resultado de imagen de esterilizacion indigenas canada

Este atentado a los Derechos Humanos se une a las noticias ya conocidas de esterilizaciones forzadas en mujeres peruanas, gitanos en Suecia y Checoslovaquia.


Resultado de imagen de esterilizacion mujeres peruanas
Mujeres peruanas esterilizadas

Objetivos de estado, sí, pero con la colaboración de algunos médicos.

Otro ejemplo de la actitud vigilante que se ha de tener a diario. Lo realizado en otros tiempos, como en el nazismo, no está pasado, no es antiguo, siempre está ahí y se repite una y otra vez.



 

miércoles, 24 de octubre de 2018

El fotógrafo de Mauthausen. Españoles en campos nazis


Se estrena en España la película El fotógrafo de Mauthausen. En ella y usando como hilo conductor la historia de Francisco Boix se cuenta la historia de los españoles en el campo nazi de Mauthausen en Austria.

Boix fue el único español que declaró como testigo en los Juicios que se llevaron a cabo en Nuremberg contra los criminales nazis. El mostró las fotos que recogía la presencia de Himmler y Kaltenbrünner en Mauthausen.





Resultado de imagen de francisco boix nuremberg
Francisco Boix declarando en Nuremberg

El Holocausto y las acciones criminales de los nazis y sus aliados se dirigieron contra todos aquellos que eran juzgados por ellos como inferiores:  judíos, opositores políticos, prisioneros de guerra, gitanos, mestizos, poblaciones eslavas y personas con discapacidades.

En los campos nazis, éstos tuvieron a su disposición a miles de personas privadas de libertad y de todo tipo de derechos para ser utilizadas como mano de obra esclava o como  animales de experimentación.

Resultado de imagen de mauthausen
Campo nazi de Mauthausen (Austria)

Aunque estemos acostumbrado a ver el Holocausto a través de los ojos de personas de otras nacionalidades, hay que repetir una y otra vez que también los españoles fueron víctimas del Holocausto. Hubo 10000 españoles en los campos nazis. Hubo  españoles en casi todos los campos nazis (Auschwitz, Buchenwald, Dachau, Natzweiler, Sttuthof) aunque Mauthausen fue el campo que llegó a albergar a más de 7000. Es por ello que este campo es llamado “el campo de los españoles”.
Pero ¿cómo llegaron los españoles a los campos nazis?

Con el final de la Guerra de España miles de personas cruzan los Pirineos hacia Francia huyendo de la represión franquista: hombres, mujeres y niños. Entre ellos los soldados del ejército republicano. A su llegada a Francia estos refugiados son tratamos cruelmente por las autoridades francesas que los confinan en los así llamados campos de internamiento. Estos eran lugares improvisados sin ningún tipo de comodidades ni higiene, y siempre vigilados por la policía francesas o por las tropas coloniales. A estos miles de españoles, y ante la inminencia de la II Guerra Mundial, las autoridades francesas les dan varias opciones: alistarse en la Legión Extranjera, o formar parte de contingentes de trabajadores militarizados, las así llamadas Compañías de Trabajadores Extranjeros o en los llamados Batallones de Marcha, como tropas regulares francesas. El objetivo era utilizarles para reforzar todas las defensas y fortificaciones.

Resultado de imagen de compañias de trabajadores extranjeros
Compañías de Trabajadores Extranjeros
La invasión de Francia por parte del ejército alemán en 1940 y la rendición francesas provoca que muchos de estos españoles encuadrados en las fuerzas francesas fueran capturados por los alemanes y tratados como prisioneros de guerra y así llevados a los campos para prisioneros.

Según diferentes historiadores las autoridades nazis informan al gobierno franquista de la existencia de miles de españoles en los campos de prisioneros, pero desde Madrid se comunica que “no hay españoles fuera de España”. Esta respuesta sella el destino de miles de nuestros compatriotas.
En septiembre de 1940 una orden firmada por el General de las SS Philip Müller ordena que todos los así llamados “rojos españoles y combatientes en la Guerra de España de cualquier nacionalidad” sean enviados a los campos nazis.

Allí y principalmente en Mauthausen los españoles son tratados con total brutalidad haciéndoles trabajar hasta la muerte. Frio, hambre, palizas, castigos, muerte en la cámara de gas y experimentos médicos son sus compañeros. Cada peldaño de los 186 de la “escalera de la muerte” de Mauthausen está regado con sangre española.

Resultado de imagen de mauthausen escalera de la muerte
Escalera de la muerte. Cantera de Mauthausen
Asimismo otros españoles miembros de la Resistencia francesa tras ser capturados son enviados a otros campos como Ravensbrück (este especialmente para mujeres y donde estuvo Neus Catalá), Dachau, Buchenwald (dónde fue deportado el Ministro de Cultura y escritor, Jorge Semprún). Incluso todo un Primer Ministro español (Presidente del Gobierno Republicano), Francisco Largo Caballero fue deportado al campo de Sachsenhausen con otros 200 españoles.

Resultado de imagen de largo caballero en mauthausen
El Presidente del Gobierno Español tras su liberación del campo nazi de Sachsenhausen 

Hubo incluso españoles que fueron deportados a Auschwitz, algunos de ellos etiquetados como franceses y también hubo españoles en los campos nazis del Canal de la Mancha.

Sus testimonios están ahí esperando que los españoles los conozcan.

Por todo esto nadie puede decir nunca que no hubo víctimas españolas entre las del Holocausto.
España ha de normalizar su discurso de estado y ponerse a la altura de las democracias occidentales que reconocen y recuerdan a las víctimas del nazismo. Basta ya de discursos tibios: estos españoles fueron abandonados por su propio país y masacrados en los campos nazis simplemente porque fueron fieles a la legalidad republicana.
Memorial de los españoles (Mauthausen)
Ravensbrück
Resultado de imagen de foto liberacion mauthausen
Pancarta de bienvenida en castellano (Campo de Mauthausen)

Placa a los españoles (Sachsenhausen)


Victimas españolas en Auschwitz
Españoles en Auschwitz
Incluso la exposición Auschwitz "No tan lejos,no hace tanto tiempo" recuerda a los españoles.

Esperemos que la película sirva al menos para dar a conocer esta parte de nuestra historia, que al igual que muchas otras, parece que no quiere ser conocida.




sábado, 22 de septiembre de 2018

Cartas de Berlín. La historia de Elise y Otto Hampel.

En muchas ocasiones cuando se conoce la barbarie en la que cayó la sociedad alemana entre 1933 y 1945 uno se pregunta sí alguien se resistió al nazismo.

Hay que recordar que la apertura de los primeros campos de concentración nazis fue en 1933 y que a dichos campos se llevó a todas aquellas personas que podían suponer un riesgo para el III Reich: socialistas, comunistas, masones, sindicalistas, homosexuales, gitanos....No se les encarcelaba por lo que hubieran hecho sino "por lo que pudieran llegar a hacer". Era la llamada por los nazis "custodia protectora" eufemismo para denominar el encarcelamiento de todos los posibles opositores.

Pero sí, sí hubo resistencia. Resistencia desde la iglesia católica y protestante, resistencia desde el ejército, resistencia desde las organizaciones juveniles, resistencia desde la universidad (recordemos la organización denominada La Rosa Blanca), resistencia desde el clandestino Partido Comunista (La Orquesta Roja) o del Círculo de Kresisau.

Todos sabían que se jugaban la vida como el matrimonio Hampel, formado por Elise y Otto.
Ellos totalmente indignados tras conocer la muerte del joven hermano de Elise durante la invasión de Francia decidieron llevar a cabo una acción de protesta que puede parecer simple o poco útil y que era el redactar tarjetas postales con mensajes que llamaban a oponerse a Hitler. Las tarjetas eran dejadas en lugares públicos de Berlín. Llegaron a escribir más de 200 postales,







Ambos fueron detenidos y ejecutados en la cárcel de Plötzensee, lugar dónde se ejecutaba a los opositores. Alli fueron asesinadas 2891 personas.

Su historia fue la base para la obra del escritor Hans Fallada titulada "Sólo en Berlín". Asimismo se ha estrenado una película basada en dicha obra titulada en español, Cartas de Berlín. La película protagonizada por Emma Thomson, Brendan Gleeson y Daniel Brühl recoge muy fielmente el ambiente del Berlin nazi y los esfuerzos de los Hampel.



Una placa en Berlin recuerda el lugar dónde vivian los Hampel.



Hoy la cárcel de Plötzensee acoge un memorial a las victimas del nazismo, principalmente alemanes opositores.


Los cuerpos de muchas mujeres ejecutadas en Plötzensee como la misma Elise Hampel, fueron utilizados por el Dr. Herman Stieve,  profesor de Anatomía en la facultad de Medicine de Charité para estudiar la influencia del estres en la función ovárica y reproductiva.

Lianne Berkowitz fue otra de las mujeres opositoras asesinadas en Plötzensee y cuyo cuerpo utilizado  por Herman Stieve, con la particularidad de que Liane cuando fue detenida estaba embarazada. Los nazis esperaron a que diera a luz y luego tas quitarle a su hijo fue asesinada.



Hoy una placa en la Universidad Humboldt la recuerda, así como al Dr. Grosscurth, a quién dedicamos otra entrada de este blog.






sábado, 8 de septiembre de 2018

El campo nazi de Natzweiler-Struthof

El campo nazi de Natzweiler.Struthof es otro de esos lugares sobrecogedores que nos recuerdan la barbarie.

Situado a 60 kilómetros de Estrasburgo en territorio francés anexionado por los nazis ocupaba unas antiguas instalaciones para la práctica del ski. Se trataba de un campo de extrema dureza destinado a aquellos denominados en la terminología nazi como NN (Nacht und Nebel, noche y niebla, esto es, destinados a desaparecer). En sus cercanías se había descubierto una veta de granito rojo y ello posibilitó el establecimiento del campo cercano a dicha cantera.





Albergó 52000 personas entre prisioneros de guerra y deportados de toda Europa, homosexuales, testigos de Jehová y gitanos, incluso a 80 republicanos españoles deportados. De todos ellos murieron alli 22000.

Tenía como todos los campos su propio crematorio y cámara de gas. Esta se ubica a escasos 4 kilómetros del campo principal en un barracón aislado.

Natzweiler fue un lugar de atroces experimentos médicos. El Dr. Bickenbach utilizó a gitanos para probar la "eficacia" y las secuelas de fosgeno, un gas de guerra. El Dr Haagen, candidato al Premio Nobel por el descubrimiento de una vacuna contra el tifus, experimentó nuevos métodos de inmunización con prisioneros del campo.

No obstante las atrocidades médicas más conocidas cometidas en Natzweiler son las llevadas a cabo por el Dr. August Hirt, del cual nos hemos ocupado en otro post de este blog.

El Dr. Hirt, profesor de Anatomía de la Universidad de Estrasburgo, trataba de crear una colección de esqueletos prototípicos de la "degeneración racial"  según la ideología nazi. Judios, comunistas, en su opinión tenían caracteristicas fisicas concretas dignas de estudio. Para ello se seleccionó en Auschwitz a una serie de personas (judios, comunistas) con unos rasgos fisicos precisos y en buen estado de salud. Se les alimentó correctamente y les trasladó al campo de Natzweiler. Allí  fueron asesinados y sus cuerpos fueron llevados a la facultad de Medicina de Estrasburgo para ser conservados y preparados para su estudio.

Resultado de imagen de DR AUGUST HIRT
Dr. August Hirt

La llegada de las tropas aliadas impidió que se llevaran a cabo esas preparaciones  y los cuerpos desmembrados permanecieron durante años en la propia facultad sin saber su origen. El trabajo infatigable de ciertos estudiosos e investigadores ha arrojado luz sobre el nombre de estas 86 personas.




Eran judíos que procedían de toda Europa, desde Noruega hasta Grecia, algunos de ellos con apellidos sefardies (judios españoles) e ilustran la dimensión del  exterminio masivo de los judíos europeos.

Hoy una placa recuerda en la cámara de gas a judíos y gitanos victimas de los experimentos médicos nazis.



Nuevamente unos usos perversos de los conocimientos médicos, la utilización de las personas como si de animales de experimentación se tratara y nuevamente otro hecho que nos avergüenza.

martes, 22 de mayo de 2018

El asesinato de las personas con discapacidades en el III Reich

Recientemente un obispo católico ha comparado la Eutanasia con el asesinato de las personas con discapacidades llevado a cabo durante el nazismo en Alemania y Austria. Insiste en sus declaraciones que los nazis fueron los primeros en legalizar la eutanasia.

No es el interés de este blog polemizar sino simplemente informar.

A este respecto hay que recordar que:


  1. No existió ninguna ley en el III Reich sobre la matanza de las personas con discapacidades sino simplemente una carta personal de Hitler en la que autorizaba a su médico personal y a su secretario para que a su vez se autorizara a ciertos médicos a procurar una "muerte misericordiosa" a ciertas personas.
  2. No se publicó nunca ninguna ley en este sentido.
  3. No fue algo hecho a la luz del día, como correspondería a una ley, sino un proceso mediante el cual las personas con discapacidades eran llevadas contra su voluntad y el desconocimiento de sus familias a ciertos hospitales en los que se habían habilitado cámaras de gas.
  4. El traslado se llevaba a cabo de forma clandestina en unos autocares con las lunas pintadas.
  5. Un criterio clave para decidir el traslado de estas personas era que no recibieran visitas de sus familiares de forma habitual.
  6. Una vez asesinadas en las cámaras de gas e incineradas, las familias recibían unos certificados de defunción en los que constaba una falsa causa de muerte, generalmente  "natural" así como unas urnas con cenizas. Se les decía que los pacientes habían sido trasladados para un mejor tratamiento, que habían fallecido de causa natural y que se les había incinerado por causas de guerra e interés nacional.
  7. De esta forma se asesinó a 70273 personas. 
  8. En 1941 se suspende la así llamada Operación T4. Las causas de dicha suspensión no son bien conocidas: ¿se habían alcanzado los objetivos? ¿tal vez Hitler no quería más problemas con la Iglesia católica? ¿habian servido de algo los sermones del Obispo de Münster, Von Gallen y las iniciativas de los pastores protestantes como Braune, que denunciaron el asesinato de estas personas? ¿Hitler no quería abrir más confrontaciones por estar organizándose la invasión de la Unión Soviética?
  9. Lo cierto es que la matanza de los enfermos continuó pero en lugares muy apartados de Alemania y Polonia. Se utilizaron inyecciones de fármacos no el monóxido de carbono como en la fase previa. Con este sistema de asesinó aproximadamente a 110.000 personas más.
  10. La experiencia alcanzada en las cámaras de gas con los enfermos fue clave en la implementación de la así llamada Solución Final al Problema Judio, en los campos de la muerte de la Polonia ocupada por los nazis. Médicos, enfermeros y ayudantes con experiencia en la operación T4 fueron trasladados a los campos de exterminio.
Resultado de imagen de memorial T4 berlin
Memorial de la T4. Berlin.

La eutanasia es una práctica legal en muchos países. Una mala traducción o una imposibilidad de encontrar un término adecuado a la "matanza de las personas con discapacidades en el III Reich, Alemania y Austria" ha llevado a que el término  anglosajón utilizado: "the so-called Euthanasia" (la así llamada eutanasia) haya popularizado un hecho que no fue eutanasia sino el exterminio clandestino no legalizado, llevado a cabo contra la voluntad de las personas por médicos y colaboradores. Algo muy lejos de una ley

Hay que conocer la Historia para no caer en errores y confundir a las personas. 

Tristemente cuando se acaban los argumentos racionales sobre algo entra en vigor la Ley de Godwin que establece  que: 

A medida que una discusión en línea se alarga, la probabilidad de que aparezca una comparación en la que se mencione a Hitler o a los nazis tiende a uno.

lunes, 30 de abril de 2018

Exposición Auschwitz en Madrid. Los experimentos médicos en los campos nazis

En otras ocasiones nos hemos hecho eco en este blog de la magnifica exposición sobre Auschwitz que se está llevando a cabo en las Salas del Canal, en Madrid.

Los miles de personas que han visitado la exposición son la prueba de que el Holocausto es un tema clave y uno de los acontecimientos históricos más importantes del siglo XX.

El Holocausto interesa y ha de seguir interesando a las futuras generaciones.

Uno de los aspectos tratados en la exposición, como no podía ser de otra manera, es la participación de los médicos en los crímenes del nazismo. Los médicos eran el colectivo profesional más representado en el Partido nazi (el 45% de los médicos alemanes estaba afiliado) y en las SS.

Los médicos fueron pieza imprescindible en la primero esterilización y posteriormente asesinato de las personas con discapacidades en Alemania y Austria y esta experiencia fue clave en la implementación de la así llamada Solución Final al Problema Judío con las cámaras de gas en los campos de exterminio de la Polonia ocupada por los nazis.

Los médicos nazis dispusieron a su antojo de miles de personas privadas de libertad con las que llevar a cabo todos tipo de experimentos, unos con claro fin militar y otros para proseguir sus investigaciones y mejorar sus méritos académicos.

En la exposición se cuentan las historias de dos grupos de victimas: la de los hermanos gemelos Rene Slotkin e Irene Hizme (nacidos como Guttmann) y la de la niña Lydia Maksymowicz (nacida como Ludmila Boczarowa).

Los dos hermanos habían nacido en Checoslovaquia el 21 de diciembre de 1937. Sus padres ante todas las medidas excluyentes que se estaban llevando a cabo contra los judios en Alemania huyen desde Dresden a Checoslovaquia. Se trasladan a Praga y allí el padre es detenido y llevado a Auschwtitz donde muere en 1941. Rene e Irene junto con su madre Ita, son deportados al campo nazi de Theresiendstadt. En diciembre de 1943 los tres son enviados a Auschwitz y llevados al campo de las familias checas.

Resultado de imagen de rene slotkin
Rene y Renate con su madre Ita, fotografía tomada en el campo nazi de Theresiendstadt
El Dr. Mengele experimentó con Renate (Irene) y le inyectó diferentes sustancias, utilizando a Rene (como control). Este también sufrió experimentos médicos. Ambos dicen:




Rene y Renate

Ellos estuvieron separados durante su estancia en Auschwitz. Rene sobrevivió a una de las marchas de la muerte y posteriormente acogido en un orfanato checo. Renate (Irene) fue adoptada por una familia polaca y posteriormente utilizada como imagen de una campaña que trataba de buscar fondos para cuidar a los niños sobrevivientes del Holocausto. En Estados Unidos, Irene es adoptada por una familia norteamericana, los Slotkin, que trabajaron infatigablemente para reunir a los dos hermanos, quienes por fin en 1950 se volvieron a reunir. Desde entonces han dado su testimonio en infinidad de ocasiones por todo el mundo.

Sus experiencias están recogidas en el documental Renate and I.



Su testimonio en español puede verse aquí.

Lydia Maksymowicz, otra de las víctimas de experimentos médicos, procedía de Bielorrusia. Dice que su padre era ruso y su madre "mitad bielorrusa y mitad polaca". Junto con sus abuelos y su madre Lydia fue llevada a Auschwitz donde fue separada de su madre y victima de experimentos médicos. Su madre fue llevada al campo de Ravensbruck, sobrevivió y consiguieron reunirse al cabo de los años, pero ya Lydia, era Ludmila y tenía otra familia que la había adoptado.






Lidia Skibicka-Maksymowicz trzyma w ręku swoje zdjęcie zrobione niedługo po wyjściu z obozu Auschwitz


Ella cuenta también su historia en el siguiente video.





Son sólo dos historias, pero la Historia con mayúsculas, tiene nombre y apellidos e imágenes. Las victimas no son cifras, ni números ni estadísticas son personas como tú y como yo. Nos hablan, en este caso, de como los médicos les utilizaban como sujetos de experimentación.

Tras la II Guerra Mundial y el Holocausto, el conocimiento de los crímenes cometidos por los médicos nazis y el juicio que se llevó contra ellos, sirvió para la promulgación del así llamado Código  de Nuremberg, que es el precursor de todas las reglamentaciones y códigos éticos que rigen la investigación científica con seres humanos.